DIF - FAHHO

buscan-lectores-voluntarios-banner

Programa seguimos leyendo 

Lunes, 30 Enero 2017 12:32

Rosa caramelo

Escrito por 

= Título: Rosa caramelo
Autor del libro: Adela Turín
Editorial: Kalandraka
Ilustrador: Nella Bosnia
Reporte realizado por: Antonio Toledo

Cuando abrí el libro, supe que sería una excelente oportunidad para admirar, desde otra perspectiva a los personajes femeninos y fuertes de las historias de Adela Turín, logré leer otras tres y en todas, se marca un antes y después del empoderamiento y estructura psíquica e intelectual de cada una. Un inicio de cuento de hadas, pero conforme se lee, la historia se presta a romper con algunos paradigmas establecidos. ¿Las niñas deben ser rosas para que alguien las quiera? Eso cree el papá de la protagonista, ésta va sintiendo frustración por doquier al no dar gusto a sus padres, es diferente, pero nadie lo entiende. Es como en la actualidad, pretendemos muchas veces etiquetar a todos los niños y niñas y no en que disfruten de su infancia siendo como son, ser niños está bien, en una sociedad llena de problemas de adultos parece que no hay lugar para jugar, ni para mancharse y mucho menos para hablar.

Lo increíble de la historia es que se lee una receta para ser igual a las madres, en el caso de las niñas y los niños idénticos a sus padres.

Recomiendo leer este libro desde los 5 años, la editorial lo describe como una serie de historias necesarias en la actualidad, aunque fue escrito en 1975 parece que su vigencia radica en que los roles de género no han cambiado en nuestros días.

La protagonista, destruye una idea de cómo deben ser las niñas y esto le molesta primero a sus pares, luego sienten envidia. ¿Increíble, no? Las sacudidas y acomodos internos cuando se hacen visibles para los Otros también les mueven. Es un libro-espejo, Kalandraka lo que hace es rescatar los títulos y ponerlos al alcance de más personas.

Dos o tres oportunidades de escucharlo, algunas más de poder leerlo a niños y niñas de diversas edades y la opinión general es la misma: “Qué bueno que los papás se cansaron de insistir”

Al final, un bello regalo, ahora sabemos que desde entonces, los machos y hembras elefantes no pueden distinguirse porque son iguales en color, ni rosas, ni azules. Un grandioso libro álbum, donde el texto e imagen se complementan y nos brindan un pensamiento libre.

Leído 544 veces

resenas-1resenas-2

Programa seguimos leyendo

Dirección

  •  Dra. María del Socorro Bennetts Fernández
  •  contacto@seguimosleyendo.org
  •   501.8800 ext. 160

Coordinación

  •  Lic. Guadalupe Andrea García Arango
  •  contacto@seguimosleyendo.org
  •    044.951.196.9997